Carta de un educador trail runner

Hace dos años escribí sobre la cantidad de cosas que te enseña terminar una carrera de montaña de 55 km. Dos años después me he tenido que retirar de la misma carrera en el km 24. Es de recibo escribir también lo que he aprendido, para todos esos menores y jóvenes que se dan por vencidos.

  1. Vayas a donde vayas, tienes que ir bien preparado. De no ser así, posiblemente fracasarás. Hay que ir a cualquier lado bien entrenado, con la lección aprendida, habiendo ensayado mil y una veces.
  2. Tus verdaderos amigos siempre respetarán tú decisión y te apoyarán. También te dirán los inconvenientes y ventajas; los problemas que ven.
  3. Planificación. Vayas a donde vayas tienes que planificar bien para evitar sobresaltos de última hora.
  4. Mentalidad positiva. Todo aquello que piensas que te va a salir mal desde el principio,  acabará saliendo mal. 
  5. Cuando algo te salga mal, te pararás y pensarás cuáles han sido los motivos. Cualquier fracaso sin reflexión, no se convertirá en un éxito. Tendrás que ser crítico contigo mismo.
  6. Puedes llorar y gritar. Te aliviará.
  7. Nadie. Nadie debe sentir vergüenza por decir «esto ha podido conmigo». Es humano y reconocerlo nos hace fuertes.
  8. Volver a intentarlo. Sin pensarlo, hasta que lo consigamos.
    Poner en marcha los anteriores puntos.

Texto adaptado por La Sierra Educa del original extraído de educadordemenores.com